América, Política, Portada

En la Argentina, el peronismo hace su peor elección nacional de la historia

Votó el 71,5% del electorado argentino, esto es el porcentaje de votantes más bajo desde el año 1983.


 
La Argentina acaba de realizar una elección nacional en la que el llamado “peronismo”, una variante autóctona y folklórica del ahora llamado “populismo”, que hoy gobierna al país, tuvo su peor elección de la historia.
 
La oposición obtuvo algo más de 9.876.000 sufragios, mientras el “peronismo” (en su variante de corte claramente izquierdista, ahora llamada: “kirchnerismo”) solo logró obtener 7.962.000 votos. La diferencia es bien sustancial, nada menos que del 24%, a favor de la oposición.
 
Para algunos, por la magnitud de lo sucedido, éste podría entonces ser el comienzo del ciclo final del mencionado “peronismo”. Es, nos parece, un poco temprano para esa conclusión, pero lo cierto es que la amplia derrota peronista, es cierto, no tiene atenuantes. Y tiene color de desastre. Incluye, por lo demás, a los distritos más importantes del país, como son: la ciudad de Buenos Aires, la Provincia del mismo nombre y las de Córdoba, Santa Fe, y Mendoza.
 
El “peronismo” perdió, asimismo, la mayoría en el Senado de la Nación. Tiene ahora un freno democrático y no puede hacer, en materia legislativa, lo que se la da la gana. Desde el 10 de diciembre deberá negociar con la oposición para poder sancionar leyes nacionales, lo que es saludable.
 
Votó el 71,5% del electorado argentino, esto es el porcentaje de votantes más bajo desde el año 1983.
 
El hecho es ciertamente muy relevante. A lo sucedido contribuyó, cabe señalar, la incolora, ineficaz y muy poco atractiva gestión de gobierno de la actual administración peronista, la del presidente Alberto Fernández, que fue notoriamente repudiada en las urnas, con amplitud.
 
 
 
(*) Ex Embajador de la República Argentina ante las naciones Unidas.
 

// OTROS TEMAS QUE TE PUEDEN INTERESAR

// EN PORTADA

// LO MÁS LEÍDO

// MÁS DEL AUTOR/A

Menú